[Total: 1   Promedio: 5/5]

Hace pocos días se ha celebrado El Día Internacional de la Croqueta, y como en el equipo de Que Cocine Peter somos muy fans de las croquetas, hemos decidido hacer un post contándote su origen. Sigue leyendo si quieres conocerlo.

Las croquetas es una elaboración que le gusta a todo el mundo. En realidad no sabemos el motivo y nunca podremos descubrirlo pero las croquetas tienen una magia especial que deleita a cualquier paladar. Hoy en día podemos encontrar croquetas de todos los tipos y sabores posibles, incluso hay restaurantes especializados en ellas cuya carta está dedicada exclusivamente a las croquetas. No obstante, esta especie de buñuelos de harina no es ninguna novedad. El origen de las croquetas se remonta a hace bastante tiempo. 

La palabra croqueta proviene del francés croquer, que significa crujir. Las croquetas pueden hacerse de muchas maneras diferentes, pero lo que no puede fallar para que una croqueta sea considerada como tal es su rebozo. La capa crujiente que se forma alrededor de la bechamel es lo que le da el nombre de croquer, o croqueta, ya que cruje cuando la metemos en la boca. 

La historia y origen de las croquetas está un poco en el aire. No se sabe a ciencia cierta dónde se inventaron, pues cada país se quiere atribuir la autoría de este plato tan delicioso. No obstante, la teoría más extendida es que las croquetas nacen en Francia en 1619, concretamente en el entorno de la corte del conocido como Rey Sol, Luis XIV. Aunque hay otras fuentes que, aunque también apuntan a un origen francés, dicen que las croquetas se originaron en 1898 gracias a la mano del cocinero gourmet Monsieur Escoffier. 

Lo que se sabe sobre las croquetas a ciencia cierta es por medio de los registros históricos. Según los historiadores, la primera aparición de la croqueta se hace con el cocinero de la corte Antoin Cáreme, en 1817, que decidió preparar un banquete con estas bolitas rebozadas para el príncipe de Inglaterra y el Gran Duque Nicolás de Rusia. La receta tuvo tanto éxito entre los nobles que se bautizó como «croquettes à la royale».

Se dice que en España las croquetas llegaron gracias a Alejandro Dumas, pues el nobelista francés ya dejó en sus escritos plasmada la receta, que los españoles pudieron aplicar. No obstante, en sus comienzos lo que hoy conocemos como bechamel, se realizaba a base de patata. 

¿Qué hace a una croqueta perfecta?

No hay una fórmula secreta para hacer una croqueta perfecta, pero al tratarse de una receta tan sencilla, los detalles son los que marcan la diferencia. La clave de una buena croqueta está en cómo se fríe. El aceite debe estar muy caliente, y las croquetas sumergidas en su totalidad. Así no tendremos que darles la vuelta, evitando que se rompan o que no se hagan por igual. La bechamel también es importante, debe ser cremosa y ligera, independientemente de los ingredientes picados que lleve. Para ello, la mantequilla puede ser una gran aliada en tu receta. 

¿Sabes qué croquetas cumplen todos estos requisitos y secretos para ser perfectas? Las que preparamos en Que Cocine Peter. En nuestra web puedes encontrar más de 1000 platos que te enviamos a casa en formato tupper. También contamos con una gran variedad de croquetas. Si te animas haz tu pedido, y te las enviamos a casa para que no tengas que preocuparte de cocinar. En un plazo de 24/48 horas recibirás tu pedido listo para calentar y degustar. 

origen de las croquetas

Pedir croquetas de espinacas

origen de las croquetas

Pedir croquetas de pollo

origen de las croquetas

Comprar croquetas de jamón

 

Cualquier excusa es buena para celebrar algo con croquetas. Ya sabes, si te animas, pide tus croquetas en Que Cocine Peter.